Sindh, Pakistán / Redacción:

La policía investiga una fallida cirugía ocurrida durante un parto, que culminó con la cabeza del bebé dentro del útero de la madre tras ser separada del resto.

La mujer pertenece a una comunidad tribal remota e inicialmente, fue llevada a un hospital de caridad ubicado en el área de Chachro, distrito de Tharparkar, donde intentó dar a luz de manera natural a pesar de la posición en la que se encontraba la criatura: con las nalgas hacia afuera y rodillas flexionadas.

El doctor Juman Bahoto, Director General de los Servicios de Salud de Sindh, reveló que los médicos “inexpertos” intentaron sacar el torso del bebé primero, lo que provocó que la cabeza quedará atascada en el útero.

Puedes Ver: Imparable: Corea del Sur confirma su primer caso de viruela del mono

El hecho ocurrió sin un ginecólogo o personal especializado; la fémina de 31 años tuvo que ser llevada al Hospital Civil en Mithi, a 82 kilómetros de distancia.

Tras descubrir que el lugar no contaba con instalaciones adecuadas, sus familiares la movilizaron una vez más a un tercer nosocomio a 215 kilómetros.

Durante todo ese tiempo, ella continuó con la cabeza del bebé dentro de su matriz; se llevó a cabo una segunda cirugía en la Universidad de Ciencias Médicas y de la Salud (LUH) de Liaquat, donde los médicos extrajeron los restos y declararon a la mujer estable.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here