Houston, Texas/ Redacción:

Los padres de una mujer texana, exigían la liberación de su hija, que acudió a entregar regalos a los niños que permanecen en los campamentos de inmigrantes, esperando su asilo político, en Matamoros, Tamaulipas, México.

Resulta que, al tratar de pasar el puente internacional hacia la ciudad de Matamoros, Tamaulipas, los agentes de inmigración le revisaron todo su vehículo, pues envolvió los regalos individualmente, y tuvieron que revisar exhaustivamente.

En la cajuela, la mujer traía una caja con aproximadamente 40 balas de cacería, pues asegura que en semanas pasadas, su esposo acudió para cazar algunas aves.

Los padres de Ana Michelle Castellano dicen que la arrestaron junto con otra en el cruce del Puente Gateway desde Brownsville hacia Matamoros.

Hasta Nochebuena, liberaron a la texana que entregaría más de 300 regalos a los pequeños.

”Quiero decir, ¿esta es Papá Noel entrando para dar juguetes a los no deseados y estás haciendo qué? ¿Estás haciendo qué? ¿La estás amenazando, por qué?” dijo el padre de Castellano, Genaro López.

Las mujeres estaban con la fundación sin fines de lucro Socorro, de Anamichelle Castellano, y estaban haciendo un viaje de rutina a Matamoros, para visitar los campamentos.

Debido a que los cientos de regalos se envolvieron individualmente, el automóvil pasó por una máquina de rayos X.

Posteriormente, los padres de esta reiteraron la historia de la pequeña caja de balas, argumentando que se trataba de un sobrante de un viaje de caza de su esposo.

“Su esposo las había puesto allí hace mucho tiempo y se había olvidado de ello”, dijo su madre, Mary López.

El esposo de Castellano y su hija de nueve años estaban en un segundo automóvil para ayudar a repartir los regalos que, desafortunadamente, no pudieron llegar a su destino.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here